Diferencias entre hidratación y humectación para la piel

Podría pensarse que la hidratación y humectación de la piel son sinónimos. Sin embargo, se trata de dos conceptos independientes. En este post te los explicaremos:

¿Qué es la hidratación de la piel?

La capa más externa de la piel, llamada epidermis, tiene como una de sus propiedades, cierta cantidad de agua, un porcentaje calculado entre 10 y 20% cuando se encuentra en niveles óptimos. Esta hidratación se consigue gracias a las glándulas de las capas profundas de la piel.

Cuando la piel se encuentra sana, cuenta con un conjunto de sustancias y elementos denominados factor de hidratación natural, que son los que se encargan de ayudar a la epidermis a conservar los niveles necesarios de hidratación.

Sin embargo, algunos factores, como la edad, una alimentación incorrecta, la falta de hidratación y hasta algunos problemas de salud, la exposición al sol y otros de tipo ambiental,  pueden ocasionar que la piel pierda agua.

¿Estás usando el mejor hidratante facial para tu piel en esta temporada?

Así puedes cuidar tu piel para conservar su hidratación

Existen diversas medidas de cuidado personal que contribuyen a mantener los niveles adecuados de hidratación:

Productos de grado dermatológico: como cremas, geles hidratantes, sérums y lociones que por su consistencia se absorben de forma cutánea para proveer de hidratación en la piel. Te sugerimos optar por aquellas marcas de prestigio internacional que están respaldadas por investigaciones médicas y pruebas antialérgicas.

Beber suficiente agua: de acuerdo con los especialistas, del 15 al 20% del agua que contiene nuestro cuerpo se encuentra en nuestra piel. Es por eso que la mejor forma de mantenerla hidratada es ingerir agua, de acuerdo con la edad, las actividades y si eres hombre o mujer.

La recomendación del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), para los adultos es, para las mujeres, la cantidad de 2 litros al día, mientras que a los hombres se recomienda ingerir 2.5 litros. A decir de dicha institución, el agua simple potable es la mejor opción para hidratar al organismo. 

Te sugerimos leer: ¡Repara, hidrata y dale vida a tu cabello!

Alimentación equilibrada y saludable: mediante alimentos ricos en vitamina E y ácidos grasos Omega 3, así como antioxidantes que tienen beneficios directos en la salud tanto del organismo, como de la piel y, por ende, en su apariencia física. Algunos de estos son el aguacate, el kiwi, el jitomate, las espinacas, el aceite de oliva, las nueces y los frutos rojos.

Sin embargo, también es importante minimizar el uso de sustancias como el tabaco y alcohol que oxidan el organismo con facilidad y que tiene efectos directos en la salud y aspecto de la piel. 

Entonces, ¿qué es la humectación de la piel?

La humectación de la piel, se refiere a la presencia, en niveles adecuados, de ciertos nutrientes que ayudan a la piel a atrapar el agua y evitar su evaporación rápida: se trata de una barrera lipídica que también la protege de factores externos para mantenerse con propiedades tersas, lisas y flexibles que le dan su apariencia joven.

De igual manera que la humectación, algunos factores, como la edad, el ambiente, una alimentación inadecuada y ciertos padecimientos, provocan que la piel pierda dichos 

agentes naturales, lo cual afecta su apariencia, textura y puede llegar a ocasionar síntomas molestos como sensibilidad y descamación.

Busca humectantes adecuados para tu piel

Existen productos desarrollados para ayudar a la piel a evitar la pérdida de agua: cremas, aceites, sérums, lociones, entre otros, que contienen sustancias humectantes, es decir, que tienen la capacidad de atraer y atrapar el agua de las capas profundas de la piel o del ambiente, incluso a través de su propia fórmula. 

Algunos ejemplos de estas sustancias son la glicerina, glicoles como el propanediol hexanediol; la urea como el pantenol y la miel; también el ácido hialurónico.

¿Tienes piel grasa? Aun así, hidrátala y usa protector solar

Beneficios de los emolientes: son otro tipo de sustancias ricas en lípidos, que contribuyen a reparar y mantener la barrera protectora de la piel, a la vez que ayudan a evitar la pérdida de agua y regresarle su textura sana. Se trata de elementos vegetales, minerales o sintéticos con efecto calmante. 

El efecto de los ingredientes oclusivos: logra formar una capa protectora en la piel, con el objetivo de evitar que el agua que contiene pueda evaporarse con facilidad, ya que trata de aceites como la manteca de cacao, la cera, la lanolina y otras de origen mineral.

En Haut Boutique puedes encontrar todo tipo de productos para hidratar y humectar tu piel de forma adecuada con formulaciones probadas en laboratorios de prestigio internacional. Compra en nuestra tienda en línea y recibe directamente en tu hogar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *